jueves, 10 de julio de 2014

MÚSICA CLÁSICA PARA NIÑOS: Juego de niños, op. 22 de G. Bizet

Una semana más volvemos a abrir nuestro auditorio para hablaros de una obra de música clásica que hará las delicias de los más pequeños. Su título Juego de niños, op. 22 y el compositor Georges Bizet.


George Bizet, al que todos conocemos gracias a su ópera Carmen, fue como Mozart o Mendelssohn otro de esos niños prodigios de la música y como ellos también murió muy joven y en su caso sin conocer las mieles del éxito. En 1871, cuatro años antes de su muerte, George Bizet se puso nostálgico recordando los juegos de su infancia al saber que en pocos meses iba a ser papá de un niño al que llamarían  Jacques. 


Unos juegos que fueron la excusa perfecta para componer esta colección de doce pequeñas piezas para piano a cuatro mano, ejemplo de lo mejor que este compositor escribió para piano -bastante insustancial todo el resto pese a lo buen pianista que era, todo hay que decirlo- y pieza cumbre del repertorio para piano a cuatro manos.

Una obra que fue pionera en Francia en esto de evocar la infancia a través de la música. Como ya hemos comentado en otras ocasiones, años después autores como Debussy, Ravel o Fauré seguirían inspirandose en el tema, pero probablemente la pieza de Bizet  y por supuesto las Escenas de niños de Robert Schumann que escuchábamos la pasada semana les sirven de fuente de inspiración.


Hoy os voy a dejar estas doce maravillas interpretadas por el dúo Kontarsky pero el sábado volveremos a hablar de esta pieza porque un año más tarde, en 1872 es el propio Bizet quien elige cinco de estos doce números y los orquesta demostrando un gran talento en la materia y creando la pequeña suit para orquesta, op. 22.  Pero esto será el sábado. Ahora disfrutemos de su versión para piano a cuatro manos. 


Os dejo los títulos en donde vemos a qué juego hace referencia cada pieza. Realmente merece la pena jugar con Bizet a imaginar, sin saber el título obviamente, que se esconde tras cada uno de ellos, pues la imagen sonora que nos da es francamente reveladora. Aunque Bizet las calificaba como esbozos estamos realmente ante pequeñas joyitas, ante breves descripciones musicales realizadas con gran precisión de trazo. Espero que os gusten.

  1. L' Escarpolette (El columpio). 
  2. La Toupie (El trompo)
  3. La Poupée (La muñeca). 
  4. Les chevaux de bois (Los caballitos de madera).   
  5. Le volant (la rueda)
  6. Trompette et Tambour (Trompeta y tambor)
  7. Les bulles de savon (Las pompas de jabón).
  8. Les Quatre coins (Las cuatro esquinas)
  9. Colin-Maillard (La gallinita ciega)
  10. Saute-moution (salto de la rana)
  11. Petit Marie, Petite femme (Maridito, mujercita)
  12. Le bal (La pelota)



    Si os ha gustado y queréis conocer el resto de obras que hemos analizado y comentado en nuestra sección Música clásica para niños pinchad es los siguientes enlaces.








    Si además queréis recibir información cada vez que publiquemos, pinchando en el siguiente enlace podéis suscribiros a RZ100 Cuentos de boca, un blog en el que además de música, encontraréis cuentos, ilustraciones, reseñas literaria, mitología, recomendaciones de teatro...
     







    2 comentarios:

    1. Me encantó el post y todas las referencias que aportas en él para así poder encontrar el mejor trabajo y desarrollo con los niños, lo tendremos en cuenta para el futuro

      ResponderEliminar